martes, 14 de octubre de 2014

Títulos Atari

Si bien ya habíamos mencionado hace mucho tiempo en este espacio el famosisismo atari. Es de tomar en cuenta también los títulos que en aquella época jugábamos y que incluso intercambiábamos durante algún tiempo para jugar.






Durante el auge tecnológico de los ochentas el atari (antes de la llegada del "nintendo") era la referencia automática de los juegos caseros, para quienes no teníamos cerca un centro de maquinitas o chispitas como se llamaban en ese entonces.









Trate de resumir los juegos que mas se vieron aquí en mexico, y que sobre todo forman parte de la memoria colectiva. quien haya logrado recordar alguno de estos títulos, que dibuje una sonrisa hasta la próxima publicación.

5 comentarios:

potro dijo...

excelente...como no acordarme del moon patrol,dig dug, space invader...etc.. el de E.T. todo un fiasco. nomas supieron que tenia atari y ya tenia a toda la cuadra en mi casa que recuerdos....saludos...

Jojo Lamouche dijo...

Como Potro, quien escribe arriba, fui de los pocos afortunados de tener Atari casi recién llegó a México. Niños de la cuadra pasaban tardes jugando en mi casa. La consola fue un regalo de día de Reyes, pero antes de eso, trabajé en un negocio frente a mi casa para juntar parte del costo. Al final me quedé con mis ahorros por que Los Reyes auspiciaron todo.
Los cartuchos que nunca pude tener fueron Moon Patrol y Galaxy.

Doritosnacho dijo...

Uff que buenos recuerdos, y si nos juntabamos todos los amigos en la casa para jugar. creo que tuve casi todos los mas populares jajajaja facil unos 20 cartuchos. Aqui en la frontera era nada mas de ir a USA a comprarlos.

Copalski Perez dijo...

otro que era pesimo era el de los cazadores del arca perdida...malisimo...

Eduardo Villa dijo...

Increíble lo que pueden​ evocar unas 'simples' imágenes de algo que definió mi niñez junto con mi hermano. Tardes jugando al Atari, soñando e imaginando esos mundos fantásticos. Hoy seguimos, ya como padres, conservando ese niño, con otros sistemas mucho más modernos pero igualmente fascinantes!